24/3/15

Cuento: "El Niño Hombre Viejo"

Ocho años tenía cuando abandonó su casa.

Dedicado a la vagancia sobrevivió los primeros años de vida durmiendo en la calle, pidiendo limosna, siendo menos niño que antes, creciendo de a pocos; sin ser consciente comenzó a trabajar en un pequeño local. Trapeando, barriendo, limpiando las mesas empezó a ganarse unos centavos para terminar el primer paso de un largo viaje que recién empezaba en este pequeño local dedicado a servir comida y recibir huéspedes.

Vivió, trabajó y creció ahí hasta los 12 años. Entonces decidió marcharse. Ya había ahorrado un poco como para poder irse.

El joven siempre tuvo la pequeña inquietud, desde muy niño, de no sentirse a gusto en ningún lugar; no sentía que su vivienda fuera su hogar. Esto lo motivaba a viajar constantemente en busca de nuevos lugares, nuevos paisajes, nuevos sonidos, nuevos olores y nueva gente; buscaba un hogar. A los 15 años ya conocía el país, sin embargo, era ignorante de su lugar de procedencia. Era tan joven cuando se marcho.


Texto: "Werner Karl Heisenberg".

01. ¿Debí besarte más?
02. ¿Fue porque no te tomaba de la mano en público?
03. ¿Acaso el café estuvo muy fuerte todas esas mañanas?
04. Lo siento, contigo nunca lograba afinar mi guitarra
05. ¿No me disculpé lo suficiente?
06. ¿Te abracé demasiado en las noches?
07. Seguro debí besarte más
08. ¿Debí ser más honesto?
09. Entonces ¿quién era yo?
10. No mires atrás
11. Te fuiste, pero sigues aquí.
12. ¿Fue el timbre de mi voz durante el susurro?
13. ¿El tiempo se puede parar?
14. ¿Hasta cuándo?
15. ¿Recuerdas aquél concierto? Recuérdalo
16. O ¿Debí besarte menos?
17. ¿Hizo falta silencio y espacio?
18. ¿Olvidar o aprender?
19. Quiero darte un cordial saludo esta tarde
20. Nunca te regalé un libro
21. Fue esa reina de espadas ¿verdad?
22. ¿Estas viñetas?
24. Atentamente
25. Werner Karl Hinsenberg
26. Punto.